Bar Imperi

El Bar Imperi es parada obligatoria nada más poner un pie en Menorca. Para desayunar, almorzar o comer.

Bar imperi
Bar Imperi – Terraza exterior – Esmorzaret

Es un bar con estética antigua, de madera, cuidada y que al cruzar su puerta te envuelve ese olor que tienen pocos bares, ese olor con el que sabes que estarás a gusto, una mezcla entre buen café y pan tostado, factores claves para un buen esmorzaret, aunque en las islas se llama berenar… a mi esos olores son los que me evocan charlas con un café delante o momentos en los que tomas notas en una libreta o simplemente disfrutas de observar el ambiente del local.⠀

Bar Imperi – Interior


Bueno, al grano, en el Bar Imperi se mezclan los clientes de toda la vida con los turistas, el bar está siempre lleno, tanto terrazas como dentro, por suerte hay muchas mesas y mucha rotación, tienen un batallón de camareros súper eficientes, amables y desde hace tres años que veo las mismas caras y eso me encanta, ellos no se acuerdan de mí pero yo sí y eso me hace sentir un poco como en casa ?. No sé qué me pasa pero me está quedando un Post muy profundo, seguro que será por esos olorer que tantos recuerdos evocan.

Siempre que voy me pido un llonguet de algo, mis favoritos son los de jamón York y queso, aunque también he probado el de atún, el de serrano y queso, el de sobrasada, pinchos de tortilla y siempre han estado a la altura. El pan del llonguet es brutal, crujiente por fuera y súper esponjoso y denso por dentro. ⠀

Café y cortado – Bar Imperi




El Brillante

Bar El Brillante – Madrid


El Bar El Brillante de Atocha ya no es lo que era… Si vas a Madrid y quieres un bocadillo de calamares no te lo recomiendo.⠀

Quizá el recuerdo de mis años madrileños me jugaron una mala pasada o quizá es que en esa época mis sentidos a las 6 de la mañana estaban confundidos pero lo que sí tengo claro es que los recordaba bastante mejores.⠀

El calamar estaba bien rebozado y blandito pero con un sabor un poco confuso ¿calamar? ¿pota? No lo tengo muy claro, lo que sí puedo asegurar es que no eran nada del otro mundo, a eso hay que sumar que el pan le hace un flaco favor a este mítico bocadillo de la capital, un pan soso y pastoso que junto con el calamar acaba generando una bola en la boca. ⠀

Bocadillo de calamares – El Brillante

Una cosa no ha cambiado: el estilo madrileño de tirar las cañas y su crema, me encanta.

Camareros que en cuanto cruzas la puerta ya te están mirando para ver lo que necesitas unido a ese carácter seco cercano de la capital y todo ello dentro de la indumentaria típica de camisa blanca y pantalón negro.

El local es grande y diseñado para que sea un lugar de paso, con amplio espacio frente a la barra y una organización interna para poder despachar bocadillos y comandas al ritmo de la capital. Una zona para freír los calamares, otra para los churros, una barra grande y carteles informativos por todo el local.

  • ?Plaza del Emperador Carlos V, 8, 28012 Madrid.⠀
  • ☀️ Terraza.⠀
  • ¿Qué pedir? Tapas y bocadillos.
  • Cerveza.⠀@mahou_es .⠀
  • Precio en barra: Bocadillo + caña 8,5€.⠀ (suplemento en terraza)

BAR CRISTOBAL

Hay sitios en los que se respira algo que los hacen especiales y esos son los sitios que me gustan, sitios sencillos, caseros y de trato familiar, donde los clientes buscan la cercanía del buen trato y el buen producto.

Xavier de @tastaldaci me propuso almorzar en el @barcristobal, así que investigué un poco y tras ver las fotos sabía que me iba a gustar.

La cola para pedir el almuerzo
EL ESPACIO

Está situado en el distrito de Quatre Carreres, rodeado de huerta, casas increíbles y barracas en La Punta aún se respira la tranquilidad de la tierra y de los pueblos, a día de hoy eso es un lujo del que pocos pueden disfrutar a 15 minutos del centro de Valencia.

EL ESMORZARET

La dinámica es la siguiente, entras en el espacio, coges mesa y te acercas a las ventanas de la cocina donde Juani y Rosa tienen desplegado un surtido que da gusto de ver, los huevos fritos los hacen al momento y si la tortilla se termina también improvisan rápidamente una. Yo elegí un bocadillo de patatas a lo pobre, ajitos tiernos y embutido… al verlo me recordó al #variatmallorquín y no lo pude resistir, Xavier se decantó por un bocadillo de bacalao, cebolla frita y alcachofa.

Con tanto surtido no nos podíamos quedar simplemente en los bocatas así que complementamos el esmorzarret con un plato morro crujiente y tierno, unas croquetas de bacalao y de jamón, y unos calamarcitos encebollados, en cuanto entré en el local los vi en una mesa y mientras hacía las fotos no pudía parar de pensar en ellos, así que no podía marcharme sin probarlos.

café solo

Juani nos trató por todo lo alto y para rematar la jugada nos tomamos el café con una coca de llanda y otra de manzana.

A DESTACAR

Acudir a sitios como el bar Cristobal es una gozada, porque sales de la ciudad, conectas un poco con la tierra, las costumbres y la gente de siempre. La mayor parte de los clientes es gente de la zona del pueblo, llauros y vecinos, el ambiente que se respira es agradable y familiar.

Además una cosa muy importante que va a hacer que regrese en breve, los jueves hacen all i pebre, lo suyo es avisar el día de antes para que no te quedes sin, normalmente lo hacen para la hora de comer pero si llamas con tiempo también lo pueden tener preparado para el almuerzo.

Los parroquianos y el ambiente

 

KIOSKO LA PÉRGOLA

Si no existiese el Kiosko la Pérgola alguien tendría que crearlo, de lo contrario tampoco existiría el Súper Bombón y eso, señoras y señores, sería un drama… la humanidad se vería privada del mejor bocadillo que he probado nunca.

Kiosko la Pérgola

Es un sitio que cada vez que pasas por delante piensas tengo que ir, iré algún día, a ver si vengo la semana que viene… y ojo! Una vez lo pruebas sabes que regresarás o como mínimo anhelarás regresar de nuevo. No sé si es por el espacio, por el personal o por los increíbles bocatas que tienen pero lo que sí sé es que la pérgola es inigualable. Tiene un encanto antiguo de los que impactan y enamoran.

EL ESPACIO
Cocina – Kiosko la Pérgola

Situado al principio del Paseo de la Alameda, es un kiosco que llama mucho la atención, la cocina se encuentra en un kiosko pequeño al lado del principal, los bocadillos van y vienen de una pérgola a otra mientras los comensales esperan en la terraza o en la barra, cabe decir que me encanta: barra de mármol, con taburetes fijos al más puro estilo de los bares antiguos y un tono rosáceo en el ambiente conferido por su característico toldo rojo. Al ser un kiosco de paseo la barra está situada en el perímetro “exterior” dónde los comensales de barra miran a las mesas del interior. 

Barra – Kiosko la Pérgola

Para dos personas la barra tiene mucho encanto pero a partir de 3 o 4 es mejor sentarse en mesa. 

EL ESMORZARET

Hasta la fecha es el mejor bocadillo que he probado nunca, la primera vez que lo probé dije: Wow!! Esto está increíble! ¿Cómo puede estar tan bueno? madre mía!! Pero resulta que cada vez que voy me pasa lo mismo, cada vez que le pego un bocado me pasa lo mismo, y cuando me lo termino también me pasa lo mismo: pienso… Volveré! 

Y qué lleva tal manjar: Lomo, queso, champiñones, salsa verde, mayonesa y patatas.

Bocadillo Súper Bombón – Kiosko la Pérgola

Por cierto, otro bocata que está muy rico es el “full equip”, si queréis optar por probar varias cosas tenéis la opción de mezclar bocadillos, mitad y mitad. En ese caso dejad el súper bombón para lo último o bueno… según se mire, mi abuelo se lo comería lo primero ya que aprendió la lección de bien pequeño: Durante una comida se iba guardando lo mejor en las orillas del plato hasta que su hermano le dijo: Juan! Si no te gusta me lo como yo! Y sin mediar palabra se zampó todo aquello que mi abuelo se había ido reservando… desde aquel día siempre se comía lo mejor lo primero y si luego tenia más hambre remataba con lo demás”.

Carta – Kiosko la Pérgola

En otras ocasiones me había quedado con ganas de probar su ensaladilla pero en esta ocasión no perdimos la oportunidad, y menos mal! como no va a estar buena si es de la pérgola! 

De su cremaet solamente puedo decir que acaba de entrar en el TOP 5 de la lista cremaets elaborada por esmorzaret. Sabroso, dulce y cítrico con un poco de canela en polvo sobre la crema. BRUTAL!

A DESTACAR

La gente que va a la pérgola sabe a lo que va, busca buen producto, buen bocadillo y buena atención y yo creo que es por esa razón por la que ves como los padres llevan a sus hijos pequeños a disfrutar del almuerzo. Las buenas tradiciones y los buenos valores hay que transmitirlos y un sitio así sabes que va a imprimir un buen recuerdo.

Comer es una mezcla de sensaciones, emociones y experiencias, estas sensaciones no las genera únicamente la comida si no también el espacio, la simpatía y el cariño del personal, cuando te sientes como un invitado has dado con un buen lugar.

Si tienes visitas, si estás de visita o si quieres disfrutar de un buen bocadillo no lo pienses, este es tu sitio.

BAR CASA HERMINIA

Almuerzo al plato en la Pobla de Tornesa.

Bar Casa Herminia
Bar Casa Herminia – Pobla de Tornesa – Castellón

Bien es sabido que los ciclistas, a parte de hacer deporte, son los maestros de los almuerzos, y es por eso que me puse a seguir a un grupo de ciclistas por el parque natural del desierto de las palmas de Castellón hasta que me llevaron directo al bar Casa Herminia.

No hay nada mejor que salir de la ciudad e ir a almorzar a sitios auténticos. Creo que de las mejores cosas de salir a almorzar fuera de la ciudad es el efecto excursión que se genera, vas por la carretera viendo el paisaje, luego llegas al pueblo donde eres un completo desconocido y mientras disfrutas de la tranquilidad los autóctonos te fichan con cariño.

EL LUGAR

Casa Herminia me encanta! bar con nombre de mujer donde varias generaciones de la misma familia lideran este negocio, y creo que eso es lo que le da una esencia muy auténtica, tiene terraza en la calle y dentro una atmósfera muy acogedora, al entrar te encuentras unas mesas largas corridas para compartir con un mobiliario que muchos locales de moda se pegarían por tener. La gente está a gusto, relajada y tranquila mientras almuerza.

EL ESMORZARET

Picaeta - Esmorzaret

Nos atendieron muy rápido, no nos habíamos dado cuenta y ya teníamos encima de la mesa unos cacaus del collaret espectaculares y unas aceitunas con guindillas de las que no quieres que se acaben.

En esta ocasión me decanté por su plato estrella “El ciclista” ¡menudo plato! No cabía un alfiler, ¡Estaba increíble! Medio Chorizo, Media morcilla, una longaniza, jamón, panceta, huevo, patatas, pimientos, una rodaja de tomate de la huerta con una anchoa y queso fresco, pan y alioli. Debo decir que aunque parezca mentira me quedé en el punto perfecto, supongo que al no comer tanto pan como de costumbre me sentí más ligero.

Almuerzo Ciclista - Casa Herminia
Almuerzo Ciclista – Casa Herminia
Cremaet
Cremaet – Casa Herminia

Para rematar nos pedimos un cremaet, había dos opciones: normal o palmero (que es lo mismo que el normal pero un vaso más grande). Tengo que decir que fue BRUTAL! Al verlo acojona por la gran cantidad de licor frente la fina capa de café: no sé si era petróleo, oro negro o perfume de café, lo que tengo claro es que una vez mezclado tenía el equilibrio perfecto, uno de los mejores cremaets que he probado.

El resto del comboi se pidió un bocadillo de tortilla poco hecha y un bocadillo de lomo con pimientos y tomate, ambos estaban espectaculares, cuando el material es bueno pocas palabras bastan.

Bocadillo de tortilla poco hecha
Bocadillo de tortilla poco hecha
Lomo, pimientos y tomate rallado

Para beber tienen varias marcas de cerveza, si vas en grupo puedes pedir litronas o vino de bodega, así que la elección es al gusto o mejor dicho según la que tengan más a mano.

A DESTACAR:

Lo mejor de la velada fue conocer, charlar y reír un rato con Herminia, todas ellas nos trataron fenomenal y nos hicieron sentir como uno más del pueblo. Otra cosa a destacar es el estupendo recorrido por carretera cruzando el parque natural del palmito hasta llegar al pueblo.

El resumen de este esmorzaret lo tengo claro: Almuerzo Ciclista, Carajillo Palmero y buen trato.

 

CASA CENTDUROS

Aquí tenéis el esmorzaret de este domingo, hemos hecho un buen comboi y nos hemos ido a #CasaCentDuros, antigua casa de pueblo situada en medio de l’Horta Nord, posterior paseo incluido por la zona para bajar el almuerzo.

Hay que llegar prontito, nos han comentado que a las 9 am es cuando tienen todo el material para elegir. Al llegar te colocan en una mesa y en seguida te traen unas buenas olivas y cacaos, te preguntan la comanda de beber y llega el momento que más me gusta: momento de asomarse o mejor dicho casi casi meterse en la cocina para elegir los ingredientes de tu bocadillo “gourmet”. Para rematar la jugada tienen muy buen café aunque no te puedes marchar de allí sin probar su #Cremaet, son expertos.



Sin duda, para repetir!

 

BAR MERCADO de RUZAFA

Dentro del mercado nos encontramos posiblemente con uno de los mejores sitios para almorzar en Ruzafa.

Su ubicación y tradición hacen del bar un sitio peculiar y entrañable, camareros que llevan el almuerzo a los puestos del mercado, mesas compartidas, clientes de fin de semana o clientela habitual como la Mari, mujer encantadora que siempre tiene una breve historieta que compartir.

Producto de calidad y de mercado hacen que la variedad de su carta sea espectacular. Tanto puedes combinar a tu gusto los productos de la barra como apostar por las ya bien seleccionadas combinaciones que conforman su carta: El blanquito, los clásicos, etc.

IMG_5075

En la visita del sábado al Bar Mercado de Ruzafa tiramos de costumbres y repetimos con dos apuestas seguras: Blanquito vs Francesa con longaniza.

La elección de al “plato o en bocadillo” ya depende de cada uno:

  • Blanquito: Una vez lo pruebas ya no puedes dejar de repetir. Longaniza, huevo, queso y cebolla pochada.
  • Tortilla Francesa con longaniza: es una apuesta segura.

Los detalles importan por eso es que contar con cerveza bien fría, aceitunas, encurtidos de mercado y un buen café para rematar la faena marcan la diferencia.

Por cierto, os dejo el link dónde encontraréis la historia cronológica del mercado

http://mercatderussafa.com/el-mercat-de-russafa/ .